Blogia
FRANK EINSTEIN: Walking silly since 2004

Ramonchu: apología de lo mogoloide

Ramonchu: apología de lo mogoloide Ahora que todo el mundo va a querer hincarsela a Ramón García (imagino que a todos os habrá llegado de una manera u otra lo del 2005) es el momento de reflexionar.
¿Por qué la gente odia a este individuo?
Si es la viva imagen de la España carpetovetónica, deberían de correr ríos de tinta sobre ese humor blanco que defiende a capa y espada, humor sin maldad.
Este señor, que ya es una persona respetable, con mujer, hijos y un peazo de restaurante carísimo en pleno corazón de Madrid, que renuncia a pasar la Nochevieja con su familia (me los imagino aliviados en casa, comiendo peladillas, hablando con la tele "Feliz año, papá") para pasarla con España entera a través de las ondas con esa capa decimonónica y esa sonrisa de cazurro que tiene, se merece no sólo que le respetemos, sino que le queramos.
Qué decir de esos juegos para toda la familia como "¿Qué apostamos?" (y no me digáis que con sólo oir el nombre ya os sale la cancioncita "qué apostamos, qué apostamos, arriesga lo imposible y no des "marchatrás"...") o "Grand Prix" que tiene que ser bueno a la fuerza (tantos españoles no pueden equivocarse ¿o sí?) en el que hay pruebas fascinantes en su complejidad como "Los bolos", "La Patata Caliente" o la preferida de todos "Los Troncos".
¿Humor amarillo? ¡Qué va! Las pruebas de Ramonchu son COMPLETAMENTE originales. ¿O no os habéis fijado que en Humor Amarillo los troncos eran de piedra (totalmente irreales) y aquí son de madera (¡como deber ser: los troncos: de madera!)?
Lo mejor, como decía mi amigo Gonzo es que se rodea de bellas azafatas que además de estar requetebuenas son más tontas que las piedras, porque bailan canciones tipo "La rampa, ya llega la rampa" y se te quedan tan anchas. Y además sonriendo.¡Qué mujeres, las de Ramonchu!

En fin. Tantos y tantos momentos en compañía de Ramón.

Por otro lado, yo hice un estudio sobre a publicidad que hizo de Viajes Marsans, colección ahora en las orgullosas manos de José Luis Viruete, con la que descubrí varias cosas:
1- Ramonchu sale en varias poses clave para atraer al público
-de alegre naúfrago (como lo llamó Joaquin Reyes)
-Sonriente solitario
- sonriente abrazando a dos niñas menores en bañador
-sonriente abrazando a esas mismas dos niñas con cubitos de arena en la playa.
-haciendo el memo (que se le da bien) con los brazos en pose de avión como diciendo "Uuuu, aquí llega el tío Ramonchu, volando hasta tu ciudad"
-con esmoquin de pingüino, para los viajes de recién casados.
2.- Ramon no tiene aprecio alguno por su imagen pública.
3.- Viajes Marsans tiene claro que su público potencial son televidentes del Grand Prix y Qué apostamos

Bueno, que ya me he enrollado mucho. Amad a Ramonchu, que él es bueno.
Todo lo que deseas saber sobre Grand Prix
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

Superpera -

Increible!!Lo de la canción es cierto!! La he cantado mentalmente en mi casa!!

Una pregunta...¿¿de verdad no había personajes más interesantes en el mundo para hacer tu estudio??No se...por ejemplo yo.El caso es que como te aburres tanto ...siempre quise que me hiciesen una biografía o algo así, asi que si te animas...

mai -

jajaj q bueno no lo habia pensao nunca pero e cierto, lo mejor son las tias q no se averguenzan de hacer esos bailes y encima mueven la boca como si cantaran ellas O_O
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

yo -

que realizaste un estudio sobre Ramonchu?? pero si tenías tu casa llena de fotos de ese hombre!!

Morathi -

Ramonchu pertenece a ese grupusculo de microseres compuestos principalmente de caspa y rayos catodicos, con otros representantes como Jose Luis Moreno, Loreto Valverde, carmen Sevilla, el tio de "Cine de Barrio"....Muy buen artículo, felicidades ;)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres