Blogia
FRANK EINSTEIN: Walking silly since 2004

Construyendo dragones.

Se me va a hacer raro, una vez que hayamos terminado la obra de teatro, no construir un dragón en cada vacación. Suena extraño, pero no lo es tanto.
Resulta que en ¡Guardias!¡Guardias! hay un dragoncito pequeño muy majo que se llama Buenchico Hatajo Plumapiedra de Quirm. Para acortar le llaman Errol.

Y ese dragón lo tengo que fabricar yo. Pero como hay uno "de mano" y otro que vuela y en Navidades construí el de mano, pues esta Semana Santa me toca fabricar el que vuela, que es el más complicado ya que tengo que inventarme un mecanismo para que mueva las alas... Pero ese problema ya está resuelto.
Luego tengo que cubrirlo de papel maché, pintarlo y barnizarlo (este sí que lo voy a barnizar, para que chane más)
Y una vez seguidos estos pasos ¡Voilá! ¡Tienes un dragoncito volador de metro y medio!. Suena fácil, pero no lo es tanto...

Por otro lado hoy me han enviado la foto de la careta de látex que le están haciendo al Bibliotecario y la verdad es que mooooola. ¡Vamos a tener un orangután (casi) de verdad, correteando por el escenario, chicos!
Esto promete.
Besitos para ellas, collejas para ellos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Gab -

deseando der ese dragon
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

torpin -

en serio torpedo, lo más fácil para que pongas fotos es que las dejes en 20KS y así te caben. Es lo que suelo hacer yo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres